Ir al contenido principal

Él la creyó entonces dios


Era la gota que se inmoló
Nadie lo notó
Estaba lluvioso

Era la tierra debajo
Ella se esforzó
Lo hizo de barro

Él la creyó entonces dios
Suplico se pusiese en cuatro
Así fue como rezaron

Era la moneda que se derrochó
Asimismo fan del ahorro
Vivía conflictuado

Era la que hacia el ovillo
Con paciencia, con las manos
Con amor lo fue desenredando

Él la creyó entonces dios
Conversó con ella los sucesos diarios
Sin penitencia los dos se confesaron

Era el paso del tropezón
Estaba, digamos, volando
La caída del sol le daba pánico

Era directa como un dardo
Más al tinto que al blanco
Esa era la solución, brindaron

Él la creyó entonces dios
Acompaño con salame y queso
Establecieron uno de los ritos

Era uno de los días hechos años
Su tono oscuro
Su futuro estaba apagado

Era instantánea, una foto
Detallista con iluminación, foco
Dejo que imaginen su vestuario

Él la creyó entonces dios
Giró sus polleras de color
Bailaron y tuvo fe de nuevo

Era un gusano colgado del árbol
Como un mono sedado
Estilo Kafka moscardón

Era una flor con su jardinero
Le llenó de luz el patio
Le dijo ¡la primavera soy yo!

Él la creyó entonces dios
El cavernícola amariposado
Ese fue uno de los milagros

Era la conciencia de su adicción
Hizo lo necesario
Propuso la letra del contrato

Era un latido del corazón
Discreta hacia su trabajo
Esa era su función

Él la creyó entonces dios
Vivió a su lado

Hasta los ritos funerarios

.
.

Comentarios

Entradas populares de este blog

No solo eso

Violento romántico De las mechas, orgasmos La tortura, los mimos Los pétalos sádicos
El alma, su cuerpo Las ventanas, los parpados La saliva, el cuello Lingerie allá vamos
La amistad con deseo El noviazgo casados La aventura del beso El mordisco en los labios
Conversar hasta viejos Abolir los horarios Disfrutar hasta el tedio Ser amantes muy sabios

Solitario (Que Animal!)

Asís no es San Francisco Es lo del pez jesúscristo Es de interés educativo Comprender y unirse al gremio Dos o tres con tus vecinos Cualquier cosa pégame un grito
Atados a pánicos televisivos Cuando con solo encontrarse Educar a los niños Llenarles de frases de patriotismo Puntos suspensivos Luego ignoramos, no ha sucedido Un estadista ficticio preocupado por cariños La religión del utopismo Estar estudiando el cuerpo
Quisiera ser más grande Portar un pulso férreo La inteligencia usarla como un filo Condensar tò en sonetos Poesía y activismo Café y cigarrillos Espejos caligráficos que están forjando adictos
Autorizo que me llamen mamarracho Mis vestidos, podéis decir harapos Desafío a que examinen mis motivos Al pensamiento hay que darle domicilio Hay que cabecearlo con optimismo Mantener encendido el estamos explotando Nosotros sabemos, urge enseñarlo Ese es el único gesto solidario

Viva el papo

Viva el papo y demás agujeros Horadarlos o acaso lamerlos Sazonarlos, es decir sentimientos Que lo vacuo se lo ocupe con pelos
Viva el papo, se los dice un pampero Sin suicidio senos vuelan los sesos La succión de remolinos corpiños Mamas, manos, deliciosos aprietos
Viva el papo, lo opuesto está muerto La rigidez gracias al libido La liquidez por ser efectivo La regla es: dar es lo lindo
Viva el papo de color caramelo En su tanga, caracol algo tímido Con sus mechas un feroz leoncito Si que apesta a cebolla y deseo
Viva el papo contenedor de cariño Voy con fuerza, más sin faltar el respeto No es violencia esos dulces Chirlitos Lo que quiera, es decir, si lo acepto
Viva el papo en sentido heterodoxo Viva el culo de Sodoma putanesco Viva el mundo, el amor entre individuos
Vibra hondo en el fondo, paraíso